_MG_0900

Lili y Elsa se quedan a las puertas de las semifinales

Las parejas españolas no han tenido suerte en el Grand Slam de Klagenfurt (Austria) a pesar de que haber jugado grandes partidos en tierras austriacas. En el cuadro masculino, los españoles Pablo Herrera y Adrían Gavira no pudieron pasar de a fase de grupos al tener una mala jornada inicial. Hay que recordar que en estos Grand Slam se citan las mejores parejas del planeta y que cualquier día flojo te condena. Los españoles saldaron la jornada de arranque con dos derrotas ante los australianos Kapa-McHugh y los chilenos Grimalt-M. Grimalt y se aferraron a la posibilidad de ganar el último partido y lograr la clasificación. Pero enfrente tenían a los brasileños Emanuel-Pedro, una de las parejas más poderosas del circuito internacional. A pesar de todo, Herrera-Gavira tuvieron sus opciones, ya que el partido se fue hasta el tie-break, donde la suerte sonrió en este caso a los brasileños por un ajustadísimo 16-14.

En chicas, Liliana Fernández y Elsa Baquerizo sí que lograron llegar hasta los cuartos de final en Klagenfurt, pero se quedaron a un paso de pelear por las medallas. Las españolas habían logrado un torneo inmaculado, con cuatro victorias en cuatro partidos, pero en cuartos de final se encontraron con  las potentes brasileñas Larissa-Talita, una dupla potente que, además, estuvo especialmente inspirada en tierras austriacas. Tanto se llevaron la victoria en la final. L ili y Elsa desplegaron un buen juego ante las brasileñas, pero fue insuficiente para vencerlas.

Ahora el Grand Slam se toma un respiro hasta el 19 de agosto, cuando las duplas españolas viajarán hasta Polonia para disputar la penúltima prueba de este circuito.

About the author: Lia Lorenzo