Premios

Los hermanos Monfort, campeones de los II Internacionales Ciudad de Tarragona 2017

La final masculina tomó el relevo de la femenina para elevar la emoción de la pista central. Raúl Mesa y Curro Menéndez ante los hermanos Monfort. Había que tener nervios de acero para aguantar la tensión que se mascaba en la central, desde la arena hasta la grada. El triunfo final fue para los hermanos Monfort (21-18, 16-21 y 16-14), pero pudo haber pasado cualquier cosa.

PremiosEl encuentro arrancó con la máxima igualdad, a la espera de que uno de los dos equipos se atreviera a atacar. Y los primeros fueron Javier y Vicente Monfort. Y es que estos valencianos son explosivos por definición. Disfrutan al llegar al límite, ya sea en la arena o en la red. Se elevan, saltan, llegando donde nadie llega. Y ahí, en ese punto. Es donde se encuentran en su terreno. Poco a poco fueron limando la resistencia de Raúl Mesa y Curro Menéndez, que sobrevivían en el primer set gracias a su calidad y su técnica. La pequeña diferencia de dos puntos que lograron los Monfort fue definitiva para su victoria en este primer set (21-18). Con los deberes hechos, Javier y Vicente se lanzaron de lleno a la yugular de sus rivales.

Pero enfrente tenían a los enormes, en todos los sentidos, Raúl Mesa y César Menéndez, dos astros de este deporte. La pareja número uno del torneo se repuso del revés de la primera manga para empezar a dominar el partido. Curro apareció como nunca para hacerse enorme. Sus brazos tocaron el cielo para desarbolar el ataque valenciano, perdido en esta fase del encuentro. Raúl tampoco se quedaba atrás y marcaba al camino con sus toque dulces cerca de la red. Lo suyo siempre fue la sutilidad. Y con esas dos armas, Mesa y Menéndez forzaron el tie-break, el segundo de la tarde para conseguir que el público estallara en las gradas.

Un júbilo que se extendió a lo largo del tercer y definitivo set. Ahí todo volvió al principio. El que ganara se llevaba el partido y el título. Como no podía ser de otra manera los puntos caían de uno y otro lado. Hasta que emergió como un titán la figura de Javier Monfort, que con un espectacular bloqueo sobre Raúl Mesa puso el 9-7. Parecía que todo estaba ya decidido, pero a la dupla Menéndez-Mesa nunca hay que darla por muerta. Se levantaron y a base de increíbles defensas empataron el trepidante tie-break (11-11).Y así siguió el empate hasta que Vicente decidió que ya era su momento. Él fue el que decidió el torneo con un saque increíble (16-14). Una final digna de un torneo único.

About the author: Lia Lorenzo