Así es el Footvolley, el deporte híbrido de moda

GC227_FootvolleyComo su propio nombre lo indica, Footvolley es un híbrido de fútbol y vóley playa. Tiene una interesante historia de origen que realmente muestra cómo la gente creativa puede estar en la búsqueda de lo que quiere. Básicamente, en 1965 Brasil puso en marcha una prohibición del fútbol fue impuesta por los clubes durante el verano con el fin de garantizar que los jugadores no se lesionaran. ¿Qué hicieron en respuesta? Tomaron el juego a las canchas de vóley playa a modo de divertimento y entrenamiento.

Hoy en día es un deporte muy practicado en Sudamérica y otras regiones como California, Alemania y España. Cuenta con federaciones locales,regionales y nacionales y en el último mundial disputado en Río de Janeiro, el combiando español logró una meritoria medalla de bronce, un hecho que explica el auge de este novedoso deporte en nuestro país.
¿Cómo se juega al Footvolley?
Footvolley sigue las reglas básicas del vóley playa con una única diferencia. No se puede tocar el balón con las manos.

Al igual que en el beachvolley, el juego transcurre con 2 jugadores en cada lado y comienza cuando un jugador sirve el balón a su oponente. El servicio debe realizarse desde detrás de la línea de base. El jugador tiene permiso para construir una pequeña colina y colocar la pelota encima de ella para patearla más fácilmente.

Reglas básicas

  • Se permite un máximo de 3 toques en cada lado antes de que la pelota se envíe a los oponentes.
  • Ningún jugador puede tocar el balón consecutivamente en ningún punto del juego.
  • Una bola se puede jugar fuera de la red durante una volea y en el saque.
  • Un golpe legal es aquel que entra en contacto con la pelota sin permitir que la pelota aparezca visiblemente en reposo.
  • Si dos o más jugadores ponen en contacto la bola simultáneamente, se considera un toque.
  • El jugador tiene 5 segundos del silbato del árbitro para sacar.

La arena

  • El campo de juego es un rectángulo, 18m por 9m.
  • La “zona libre” o área entre las líneas fronterizas y las placas publicitarias debe estar a 3 m.
  • La red, situada en el centro del campo de juego, es 9.5m por 1m.
  • Para los hombres, la red es de 2,2 m de alto y para las mujeres, es de 2 metros de altura.

El vóley playa y las gafas de sol

14141574_1100275806730759_5988654890746138461_nLa práctica de deportes al aire libre, especialmente los que se realizan en el agua, arena o nieve, supone una exposición excesiva al sol y, con ello, a la radiación ultravioleta.

Tanto la luz visible como la ultravioleta pueden ocasionar daño ocular, y éste puede ser minimizado con unas gafas de sol apropiadas. Las lesiones oculares secundarias a la práctica de este deporte pueden deberse a diferentes causas pero las más comúnmente asociadas son secundarias a la exposición a la radiación UV, si no se llevan los mecanismos de protección adecuados como lentes con filtros de absorción.

Las gafas de sol polarizadas -tanto en el vóley playa como en otros deportes ‘outdoor’- constituyen la mejor opción hoy en día para disfrutar de un partido con los amigos, de forma amateur. O para competir directamente en torneos profesionales.

Las gafas de sol para esta disciplina tienen que cumplir las siguientes características:

  • Tener una protección a los rayos ultravioleta que sea del 100%.
  • Ser lo más oscuras posibles, debido a la alta exposición a rangos de luminosidad elevados.
  • Polarizadas.
  • Que encajen bien y no se muevan al hacer saltos y tirarse por la arena.

Cuando los jugadores de vóley playa utilizan unas gafas de estas características, disfrutan especialmente, ya que se pueden concentrar mucho más en el juego.14088405_1100276460064027_1648823314720152587_n

Además, al practicarse este deporte en la arena, la cantidad de polvo y partículas de arenilla que pueden saltar a los ojos es elevada, así que las gafas de sol sirven también para proteger a los ojos para que la arena no entre en los mismos.

En definitiva, si en otros deportes el uso de las gafas de sol es recomendable, cuando se trata de vóley playa, la recomendación se convierte en una obligación. No se puede jugar al vóley playa de manera adecuada sin usar unas gafas de sol que permitan al jugador seguir bien la trayectoria del balón y que al mismo tiempo proteja sus ojos de la intensa luz, de los rayos ultravioletas y de la arena de la playa.

Así nace el Bossaball, la mezcla del vóley playa, fútbol y gimnasia

bossaball-tourism-1030x517El juego del Bossaball fue creado entre 2003 y 2005 por Filip Eyckmans, un belga afincado en España desde hace más de diez años. De muy joven, Eyckmans fue jugador en el equipo nacional de tenis de Bélgica, mientras en su tiempo libre jugaba al fútbol y pinchaba en fiestas privadas.

Al principio de los 90 se convirtió en manager de bandas musicales: dEUS,Vive la Fete y otras y participó en muchos festivales a lo largo del mundo. En uno de sus múltiples viajes con dEUS en Brasil fue cautivado por el fenómeno afro-brasileiro de la Capoeira en una plaza de un suburbio de Arrecife. Le fascinaron también las fantásticas vibraciones de los atardeceres en las playas de Brasil, donde el fútbol, el vóley playa, la música y el baile se fusionaban.

A finales de los 90, cuando el fenómeno del vóley playa explotaba y podían verse camas elásticas e inflables en la mayoría de los centros comerciales, Eyckmans empezó a maquinar su cóctel de música y deportes. Buscaba una fusión de diferentes técnicas corporales, un deporte con más movimiento que saques y bloqueos, un concepto donde los gimnastas pudiesen combinar sus movimientos con elegantes toques, un juego que permitiese disfrutar de una sensación completamente nueva de rematar una pelota desde alturas nunca antes experimentadas.

Bossaball había nacido: una mezcla de fútbol, vóley playa y gimnasia, cubierta con una exótica salsa musical.