La garra de Vicente Monfort en el pase a semifinales del Campeonato de España 2019

En la segunda bola del partido de repesca para pasar a semifinales, Vicente Monfort notó algo en su mano que no querría haber sentido nunca. Uno de sus dedos no impactó bien con una bola y sintió un fuerte dolor. Era solo el segundo punto del partido y tenía que seguir adelante y aunque el dolor cada vez era más intenso, no tiró la toalla en ningún momento.

Con un esparadrapo en la mano, tiró del carro junto a su hermano Javier con mucha garra y mucho sufrimiento en silencio. Los dos valencianos siempre juegan con mucha intensidad y mucha pasión y no perdieron una pizca de ello en el partido que les enfrentaba a Raúl Mesa y Stefano Nassini. El partido era bastante complicado pero Javier y Vicente, con su dolor creciendo por momentos, no se rindieron.

https://www.instagram.com/p/B16D4Q7IgEH/

El partido fue además, correoso y complicado para las dos parejas. Mesa/Nassini se apuntaron el primer set 20-22, pero los Monfort tiraron de orgullo y remontaron en los siguientes 21-12 y 15-8. El pase a las semifinales lo habían conseguido, después de haber caído en cuartos de final ante nada menos que Adrián Gavira y Pablo Herrera. Aún así, la felicidad de Javier pronto cambió en preocupación por el estado de su dedo.

Nada más acabar el partido pidió hielo tanto a la organización como a los servicios médicos presentes en las pistas, quienes también atendieron al mayor de los Monfort. Como el dolor era tan grande y no cesaba, acudieron al hospital y las peores noticias se confirmaron: rotura del dedo y en consecuencia, no podían seguir jugando en el Campeonato de España. Este infortunio hizo que César Menéndez y Alejandro Huerta accedieran directamente a la final y que Nathan Matos y Roberto Sanfélix se hicieran con el tercer puesto del torneo.

https://www.instagram.com/p/B19eMVhIFaR/

En consecuencia, Vicente y Javier no tuvieron más remedio que conformarse con la cuarta plaza y quedarse con el amargo sabor de no haber podido luchar por llegar a la final. Los mensajes de apoyo se sucedieron en todo momento una vez se conoció la noticia y todos coincidían en apoyar a Vicente y en desearle una pronta recuperación. Hasta Nathan Matos, quien iba a haber sido uno de sus rivales junto con Roberto Sanfélix en el partido por el tercer puesto, se acordó de él y le deseo también que se recuperara cuanto antes.

Ahora solo queda que Vicente recupere del todo la fuerza en ese dedo para que el año que viene esté listo para volver a dar muchísimo espectáculo sobre la arena de las playas españolas. Junto a su hermano Javier seguro que regresan más que preparados para luchar por estar en lo más alto del vóley playa español.



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Pinche sobre el botón Aceptar para cerrar este aviso.

ACEPTAR
Aviso de cookies